[return to news]

 

 

Un consorcio público-privado con el apoyo de COGERSA investiga el cultivo de algas con los lixiviados y el dióxido de carbono de las incineradoras

  • El proyecto Recovery cuenta con un presupuesto de 901.000 euros y ha logrado el apoyo del Programa Estatal de I+D+i Retos-Colaboración 2014
  • El objetivo es lograr una tecnología eficiente y aplicable a escala industrial que minimice la emisión de CO2 en la fase de postcombustión de los residuos.
  • Junto a Cogersa, participan las empresas TSK-Ingemas y Neoalgae, así como tres centros tecnológicos: la Universidad de Oviedo, el Incar y el Itma.

 

Foto de familia del momento de la presentación ante los medios de Recovery

El pasado 16 de diciembre tuvo lugar la presentación ante los medios de comunicación del proyecto de I+D+i Recovery, que desarrolla un consorcio de empresas y centros de investigación íntegramente asturiano participado por Cogersa. Por primera vez en Europa, se estudian las posibilidades del cultivo de microalgas en biorreactores alimentados por el dióxido de carbono y las aguas contaminadas procedentes de plantas de valorización energética de residuos.

Para desarrollar Recovery, Cogersa, la ingeniería Ingemas (división medioambiental del grupo TSK), y la iniciativa emprendedora de base tecnológica Neoalgae, colaboran con tres centros de investigación: el Instituto Nacional del Carbón (Incar) dependiente del Consejo superior de Investigaciones Científicas; el Instituto de Tecnología de los Materiales (Itma), y la Universidad de Oviedo, a través de los departamentos de Ingeniería Química y de Biología de Organismos y Sistemas.

El objetivo es lograr una tecnología eficiente y aplicable a escala industrial que logre la captura y aprovechamiento de las emisiones de CO2 de una instalación de incineración de residuos y de las aguas contaminadas para cultivar microalgas adecuadas para su posterior uso como materia prima en la producción de biocombustibles, o bien para la producción de biogás mediante digestión anaerobia. El dióxido de carbono, disperso en las emisiones de este tipo de plantas, se intentará captar y concentrar por técnicas de adsorción. El cultivo de las algas, que tendrá lugar dentro de un biorreactor específicamente diseñado, recibirá los efluentes líquidos de la instalación (lixiviados permeados) como fuente de alimentación.

Recovery cuenta con un presupuesto global de 901.111,02 euros, y ha logrado el apoyo del Programa Estatal de I+D+i Orientada a los Retos de la Sociedad convocado por el Ministerio de Economía y Competitividad. En concreto, dentro de los llamados Retos Colaboración 2014, el estudio ha recibido 680.155,47 euros en forma de préstamos preferentes y subvenciones. Los trabajos de investigación y las pruebas deberán realizarse entre octubre de 2014 y  diciembre de 2017.

Ver noticia de la presentación emitida en TPA

Hacia una incineración verde 

Durante la presentación pública del proyecto, la presidenta de Cogersa, Belén Fernández, puso en valor la capacidad de colaboración, así como la suma de recursos y de conocimientos que representa el proyecto Recovery al haber logrado integrar a tres empresas públicas y privadas y a varios centros de investigación, incluyendo a la Universidad.

La consejera de Medio Ambiente destacó la apuesta innovadora por mejorar la tecnología disponible en las etapas de postcombustión de una instalación de valorización energética de residuos, “lo cual no tiene precedentes en la Unión Europea”. Fernández matizó que el éxito de Recovery equivaldría a reducir aún más “un impacto ambiental ya de por sí muy controlado y minimizado con relación a otras instalaciones de tratamiento térmico”, lo cual aportaría un valor añadido y una ventaja competitiva que propiciaría además “una mejor percepción social de estas plantas”. 

Aunque las incineradoras están excluidas del elenco de actividades industriales afectadas por el protocolo de Kioto o por la Directiva 2003/87/CE sobre el régimen del comercio de derechos de emisión de gases de efecto invernadero; el objetivo de Recovery es desarrollar una tecnología de depuración de emisiones que dé lugar a un nuevo estándar en lo que se considera hoy día como mejores técnicas disponibles. Fernández describió el objetivo final como una “incineradora verde”.

Leer más sobre Recovery

 

[return to news]

© 2011 COGERSA Todos los derechos reservados  | W3C | Diseño: Gigia Publicidad | Desarrollo: Sadim | Términos legales | Mapa web